Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 16 de marzo de 2011

Gine de Berenjena


Pués si, acá estoy de nuevo, soltero, 26 años, chef y gay. Nunca había denotado mi preferencia pero siempre es bueno ponerlo alguna vez. Durante 10 días con sus noches estuve soñando con un antiguo amigo que me ha dejado de querer, no sé las razones y en realidad no las quiero saber, después de tantas platicas uno se acostumbra a la charla, la forma de expresarse y hasta de las faltas de ortografía, pff ya me puse romántico jajaja, pero a veces esa sensación de estupidez es entrañable, mas cuando en realidad extrañas esos detalles simples que cambian el destino, ésta receta así fué, simple, sencilla, un día estaba con mi adorada tía y me dijo, haremos algo sencillo y rápido así, vamos a necesitartz dos Berenjenas grandes bien asadas y reposadas durante 30 Min. 200 grs. de queso untable o crema, es recomendable el filadelfia, a mi me gusta y es económico, una pieza de limón, una pieza de ajo, 150 Ml. de crema, 45 Ml. de aceite de ajonjolí y la sal al gusto. Durante dos años mas o menos nos conocimos, platicando por las redes y esas cosas, me interesó por que además de su cuerpo teníamos a fin el gusto por los peludos =) aunque el cabrón ni un pelo tiene pero bueno, me decía cosas divertidas con palabras populares que me hacían reír mas, siempre me decía que quería mejor cuerpo y yo siempre le sugería que comer para que lo obtuviese, porque pues con la comida se obtiene todo, incluso si hace el mínimo de ejercicio pero además que me decía que no trabajaba, que solo estudiaba y que no le alcanzaba para ir al Neón ponerse pedo y comprarse sus vitaminas y bla bla bla... en fin, le regale una proteína... fué un detalle solo eso, claro yo sabia lo que quería y no dudo que el también pero así como fue todo esto, así se fué.
Lo extrañé en las 10 noches que lo soñé, le pregunte como estaba y me juraba que bien, pero yo lo conozco y sé como es su sonrisa cuando está bien, como es su cara cuando esta triste y hasta como cuando está caliente, desafortunadamente no es lo suficiente sincero para aceptarse como es y empezar a vivir la vida que se merece.
En fin, (suspiré) ya que tenemos la berenjena pelada la ponemos en la licuadora junto con los demás ingredientes, del limón solo el jugo de una mitad, lo licuamos bien, lo servimos y lo acompañamos con pan Árabe o pitas doradas, es difícil separarse de las cosas más cuando las estimas, pero esos cambios necesarios en la vida son los que nos hacen lo que somos, siempre lo voy a querer y siempre en algún momento lo voy a recordar aun que sea algo sencillo, y relativamente rápido.

(To Alehandro).
Loading...

Seguidores

Twitter Submitter